jump to navigation

This is it febrero 12, 2009

Posted by jcanez in Colombia, cultura, Despedida.
trackback
A diferencia de la estructura y tematica anteriores que he manejado en los casi 6 meses de existencia de este blog, el de hoy toca un tema muy personal. No sera de musica, no sera de peliculas, no sera de tecnologia o hechos curiosos que me encuentro “voltiando” por alli. Habla de mi, de “voltiar” al yo, a mis sentimientos…

Toda mi vida desde que tengo uso de razon vivi en Venezuela, en Caracas y tuve la oportunidad de recorrer el pais de este a oeste y de norte a sur. Amo mi pais y su idiosincracia. Me rio con mis compatriotas y comparto nuestros triunfos y fracasos. Pero desde hace 10 años algo cambio. Es posible que haya vivido engañado en esa clase proletariada y privilegiada pecaminosa a la cual sigue refiriendose el gobierno de turno como la culpable de la debacle del pais. Ni mi familia ni yo somos adecos o copeyanos pero por no ser chavistas somos menos que el pueblo. Somos discriminados. Eso lo comence a sentir hace mucho tiempo. Y por eso un dia decidi tomar mis maletas y salir del pais.

Tengo ya casi 3 años desde que llegue a Colombia.

Recuerdo de mi infancia los problemas binacionales, la corbeta caldas en los 80 y la imagen deterioridada de Colombia en los 90 por las noticias de los carteles. Venezuela por el contrario vivia su falsa bonanza economica y eramos un magneto de inmigracion de toda latinoamerica (colombianos, peruanos, ecuatorianos, etc). Lo confieso: no tenia la mejor imagen de este pais. Y asi sin embargo, gracias a la gestion de embajadores de un grupo de amigos que conoci en USA en 1997 me acerque un poco mas a su cultura. Y me case con una barranquillera.

Comence a viajar a Bogota y Barranquilla y me gusto en demasia lo que veia. Senti que en este pais existia un patron comun dificil de determinar pero que sinergicamente se expresa honestamente en el hecho que los colombianos son de las personas mas felices del mundo. Vivi el lema de Colombia es Pasion y admire la berraquera de muchas culturas de varias ciudades que ayudan a construir una macro-nacion.

Los tres años que he vivido aca en Colombia me han llevado a recorrer algunas rutas (hubiese querido que fuesen mas) y a acercarme mas a un folklore que muy facilmente penetra los poros y empieza a recorrer la sangre. Perdi un poco de mi acento y adopte palabras que antes me parecian muy curiosas como parte de mi lexico diario. Empece a disfrutar los chistes y a inventar los mios. Me enamore de este pais y de su gente.

Pero hoy, por motivos laborales, debo tomar de nuevo mis maletas y regresar a mi Caracas. Y duele. Mas alla de los problemas sociales, economicos y politicos (que no son pocos), tengo un homesick dificil de explicar.

El motivo de este post es para agradecerles a todos los colombianos (si, tambien a quienes no conozco porque si son de aca son buenas personas) por ser ta receptivos. Porque cualquier persona que uno consiga en la calle esta dispuesto a ayudar y porque es algo cultural el estar abierto a conocer, a ayudar y todo en un ambiente de bacaneria. Me parece tan sencillo entablar una conversacion con alguien puro de alma y eso definitivamente ayuda mucho a que uno se sienta en casa.

No soy Colombiano de nacimiento, pero si lo soy de corazon.

Mil gracias a todos y que Dios los bendiga.

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: